Comercios del Viejo Pamplona: Casa Arilla (1907-2021)

En septiembre del pasado año, sin anuncio previo y sin meter ningún ruido, cerraba sus puertas la centenaria Casa Arilla, uno de los  comercios más  emblemáticos en el ámbito de la música, en el pasado siglo, de nuestra ciudad, junto a la histórica Casa Luna. Casa Arilla hunde sus raíces  en una tienda abierta, en 1904, de «comercio de quincalla fina o gruesa así como de arañas, lámparas, candelabros y otros productos análogos», que estaba situada en el nº 14 de la plaza de la Constitución (plaza de Castillo), propiedad de Valeriano García, que era casullero, es decir fabricaba casullas y otras vestiduras y ornamentos para el culto religioso y  contaba, en su taller-tienda,  con dos operarios. En 1907 a la ocupación anterior y bajo el nombre de García, Arilla y Compañía se sumó la venta y alquiler de pianos, suprimiendo las actividades originales de quincalla y la industria de casullas en el año 1910.

En 1911 aparece ya como único  titular del negocio la sociedad  Arilla y Compañía, con  la actividad de comercio de  venta de pianos y otros instrumentos musicales, bajo la dirección de Juan Arilla Echeverría, y situada en el nº 11 de la misma plaza. Esta es la misma actividad que se ha mantenido hasta la actualidad y siempre bajo la dirección de la familia Arilla. Era bastante habitual, en aquella época, la existencia de algunos socios capitalistas que prestaban dinero para impulsar los negocios comerciales (lo vimos en el caso de los inicios de Lencería Medina) y este fue también el caso de Juan Arilla, con la sociedad Arilla y compañía.

En 1921 Juan Arilla abría un segundo establecimiento en el nº 55 de la calle Mayor, esquina con Eslava,  con entrada también por el nº 14 de Eslava, donde actualmente está el supermercado Carrefour Express. Durante cuatro años,  hasta 1925,  mantuvo abiertos los dos establecimientos, el de la plaza de la Constitución y el de la calle Mayor. En estos años llegó  a abrir una tienda también en San Sebastián, concretamente en el nº 22 de la calle San Martín. En 1925 ya solo tenía abierta la tienda de la calle Mayor, si bien dos años más tarde, en 1927, cerró este establecimiento y se trasladó al nº 58-60-62 de la calle Zapatería, llevando 94 años en esta misma ubicación, en los últimos 30 años  ocupando tan solo el nº 58 de la calle.

A lo largo de su ya dilatada historia Arilla ha sido mucho más que una tienda de instrumentos musicales: vendían y alquilaban  pianos y otros instrumentos musicales: autopianos, armoniums, gramófonos, discos, instrumentos para banda y orquesta, etc. Juan Arilla fue editor de una revista titulada “Ecos Musicales”, de gran eco y seguimiento en el sector, en la época, siendo la empresa Arilla y Compañía editora igualmente de algunas obras musicales,  al menos, durante sus primeras décadas de vida. A partir de 1936 y durante varias décadas vendieron, además de instrumentos musicales,  aparatos de música y de radio. Tras Juan Arilla se haría cargo del negocio su hijo Rafael y, posteriormente, y desde los años 80,  su nieto Oscar Arilla Erro que ha sido  quien ha regentado  la tienda hasta su cierre.

Fotografías por orden de aparición. Nº 1: Casa Arilla. Años 60. Sin filiar. Archivo Municipal de Pamplona. Nº 4. Casa Arilla, en el inicio del nuevo siglo XXI. Archivo Asociación Casco Antiguo de Pamplona

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.