Mostrando entradas con la etiqueta Etiqueta: Las primeras compañías de seguros. Mostrar todas las entradas

Compañías de seguros en el Viejo Pamplona (1900-2000)

En una entrada anterior del blog hablé de las primeros bancos navarros y en otra me referí a las cajas. En esta ocasión y dentro de ese repaso exhaustivo de lo que fue Pamplona el pasado siglo  me detendré en el origen de las primeras y principales compañías de seguros de nuestra ciudad. Hoy en día la cultura aseguradora está ampliamente extendida entre todos los sectores de la población, pero no siempre fue así. Veremos en esta entrada como surgieron las primeras compañías y en que contexto lo hicieron. A comienzos de siglo, Pamplona estaba constreñida entre sus murallas que le impedían su crecimiento y desarrollo. La Plaza del Castillo tenía la apariencia, a finales del XIX,  que vemos en la  fotografía adjunta, con una desconocida avenida de San Ignacio desembocando en el Portal de San Nicolás. España acababa de perder sus últimas colonias: Cuba y Filipinas. Lejos estaba aquella Navarra y Pamplona de ser destino de la emigración industrial, al contrario, en muchas zonas, especialmente rurales y del norte, el único futuro, la única esperanza  que existía en aquellos se hallaba en la emigración a las Américas. Muchos “segundones” de las casas solariegas acababan bien en el seminario, bien en un barco camino de los antiguos territorios de ultramar. En nuestra ciudad subsistían aún buena parte de los viejos gremios de tradición medieval: cordeleros, basteros, zapateros, canteros, lampistas, tejedores y un largo etcétera. En 1900 se promulgaba la Ley sobre Accidentes Laborales de Eduardo Dato y se creaba el Instituto de Reformas Sociales. Eduardo Dato era, en esa época,  ministro de la Gobernación y había promulgado una ley sobre protección al trabajador que aunque no obligaba al patrono a contratar seguros para sus empleados si le hacía responsable de los accidentes que se produjesen en su centro de trabajo.
Esa ley animó en Pamplona a un grupo de personas de diferentes sectores a crear la primera compañía de seguros de accidentes de trabajo. Los navarros invitaron a otros grupos y personas de Alava, Guipúzcoa y Vizcaya a participar en la nueva empresa, incluso desde un inicio su proyección pretendía ser nacional. Se creaba así la compañía de seguros a prima fija “La Vasco Navarra”. La primera junta de accionistas se celebró en marzo de 1900 y fue presidida por Vicente Galbete, con Miguel Ciganda en la vicepresidencia y Miguel Ochoa en la secretaría. Partían con 2 millones de pesetas de capital inicial, de los cuales millón y medio de ese capital correspondía a Navarra. Junto a este párrafo y en el anterior vemos sendas fotografías del edificio central de la compañía, obra de Víctor Eusa,  en la avenida de San Ignacio de Pamplona, la primera de  los años 20-30, la segunda de los años 50, tras la transformación de su cúspide en 1943, con la supresión de la escultura de Palas Atenea y la erección de una planta más. Inicialmente su primer domicilio estuvo en el nº 25 de la calle Navas de Tolosa. La compañía  expandiría posteriormente, a partir de los años 60, sus actividades inmobiliarias y de seguros  por otras comunidades españolas, como se puede comprobar en la bonita fotografía  de 1963, localizada en la esquina de la calle Atarazanas con Puerta del Mar, en Malaga. Posteriormente,  años más tarde entraría en su capital una entidad financiera: el Banco Central y en el año 1998 el grupo asegurador suizo Helvetia adquiría el 92% de su capital social. Un año más tarde se fusionaban las compañías Cervantes (fundada en 1930) y “La Vasco Navarra” dando origen a Helvetia CVN. En el 2000 abandonaba su histórica sede central y más tarde en 2004 nacía Helvetia Previsión tras la adquisición de La Previsión Española (fundada en 1883) por Helvetia. Hoy “La Vasco Navarra” es Helvetia Seguros.
En 1905 se acababa de derribar el portal de la Taconera. Ese año, el 29 de Enero,  nacía la “Mutua de Accidentes de Pamplona”, presidida por D. Martin Loydi Unsain. Nacía, tras unas conversaciones preparatorias en el Circulo Mercantil de Pamplona, situado en la plaza del Castillo, como un tímido ensayo de un grupo de industriales pamploneses, pertenecientes la mayoría de ellos al ámbito de la construcción que estimaban muy gravosas las primas exigidas por las compañías mercantiles para cubrir las responsabilidades patronales derivadas de la mencionada Ley Dato. Por esa razón decidieron crear “La Mutua”. Nacía como una Sociedad de Seguros Mutuos contra los Accidentes de trabajo de Industriales de Pamplona. Aportaban cuotas proporcionales al número de trabajadores de cada empresa para cubrir posibles accidentes laborables. Constituyó el capital inicial 2.350 pesetas. “La Mutua” tuvo su primer domicilio social en el nº 65 de la calle Estafeta (ver foto de la derecha). Luego pasó temporalmente al Crédito Navarro y desde 1907 hasta 1919 compartió con la Asociación de Patronos de Pamplona las casas nº 78, 80 y 82 de la calle Mayor, que vemos en la primera foto de la izquierda.  En 1919, “La Mutua” se instalaba en una buhardilla del nº 3 de la calle San Francisco (véase la segunda foto de la izquierda). Pagaban 42 pesetas de alquiler al mes por el local. En 1944, la junta presidida por Antonio Ayestarán, no sin algún recelo por parte de algunos mutualistas, tomó la decisión de trasladar la compañía a una nueva sede,  unas modernas instalaciones, en el cruce de Carlos III con Arrieta, traslado que se haría efectivo tras la construcción del nuevo edificio que se inauguró el 28 de noviembre de 1949. La entidad  entraba de lleno en el campo de los seguros libres y pasaba a denominarse “Mutua de Seguros de Pamplona”, ampliando su actividad aseguradora a los ramos de incendios y accidentes en general.
En 1954 “La Mutua” absorbía la Sociedad Mutua de Defensa de los Escaparates ampliando sus coberturas a los seguros por rotura de cristales. En 1955 conmemoraba su cincuentenario con diversos actos: concierto en el Labrit, misa en la Catedral, becerrada en la plaza de toros y la asistencia de nada menos que 1.500 mutualistas. En 1966, la nueva ley de bases de la Seguridad Social obligaba a separar el ramo de accidentes de trabajo (osea la Mutua Patronal de Accidentes de Trabajo)  del resto (osea de la Mutualidad de Seguros Libres), centrando su actividad en accidentes, incendios y cristales. Se desgajaba así lo que había sido el objeto principal de su actividad desde su fundación, quedando la primera como “Mutua Navarra Patronal de Accidentes de Trabajo y Enfermedad Profesional nº 21” conocida más coloquialmente como “Mutua Navarra” y la segunda como “Mutua de Seguros de Pamplona”. Junto a “Mutua Navarra” también tendremos a ASEPEYO (Asistencia Sanitario Económica para Empleados y Obreros, Mutualidad de Previsión Social) fundada en 1915 como mutualidad de previsión social que pasó a denominarse así  con el objetivo de gestionar el seguro obligatorio de enfermedad en todo el estado. En 1965 dejó de ser una entidad de previsión social para convertirse en Mutua Patronal de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales, de la Seguridad Social. Así aparece en su denominación, desde 1990. En 1996, comenzó a cubrir la prestación económica por incapacidad temporal. Hoy es considerada Mutua colaboradora con la Seguridad Social.
En los años 70, “La Mutua de Seguros de Pamplona” ampliaba sus coberturas de seguros: robo, responsabilidad civil, vida, etc cubriendo un total de 14 ramos. En 1975, la entidad estaba presidida por Ezequiel Lorca y entre los miembros de la Junta aparecían nombres, algunos de ellos tan conocidos como Javier Orbaiceta, Luis Felipe Sarasa, José León Taberna, Jose María Oscoz, Francisco Ripa o Juan José Gorriz. En los años 80 “La Mutua” inició su expansión geográfica con oficinas en Navarra, Logroño, Vitoria, Bilbao y San Sebastián y en 1994 se instaló en Madrid. Ese mismo año 1994 la aseguradora catalana “Mutua de Propietarios” y la aseguradora “Grupo Mutua de Pamplona” se asociaban  para constituir una nueva marca, “Mutuavenir”, con el fin de ampliar sus primas y  su  gama de sus productos, marca que se incorporó en 2008 a su denominación social que pasó a llamarse “Mutuavenir Mutua de Seguros y Reaseguros a Prima Fija de Pamplona”, con domicilio en el primer piso del nº 8 de la calle Arrieta. Hoy en día cuenta con 35.000 mutualistas y unos 60.000 clientes con especial implantación en nuestra comunidad, País Vasco, Rioja y Madrid. Por su parte Mutua Navarra crea en 2006 “Prevención Navarra” a causa de la legislación que obligaba a segregar las actividades de las Mutuas y de los Servicios de Prevención que venderá en 2014 al grupo Preving por la ley de Mutuas, como también le tocó hacer a ASEPEYO.
En 1908, además de “La Vasco Navarra” y “La Mutua” encontrábamos otras Compañías de Seguros como “La Agrícola” fundada en 1896 como aseguradora, de la que no me ocuparé ahora porque ya me referí a ella cuando analicé “Los primeros bancos navarros”; “La Actividad” domiciliada en Pamplona, concretamente en la calle José Alonso, de la que vemos un anuncio en color y una vieja postal con la imagen de su sede, ambas junto al párrafo anterior,   y delegaciones de compañías de seguros como  “La Urbana”, (con una delegación en el nº 20 de Navarrería, hoy en día hay un bar con el mismo nombre en la citada calle si bien en el nº 13, aunque más tarde esta compañía tendrá delegaciones en el Paseo de Sarasate y plaza de la Constitución),  delegaciones o representantes también de “La Catalana” y “La Unión y el Fénix”, ambas con domicilio en la plaza de la Constitución y de “La Unión Francesa”. Muchas de las grandes aseguradoras actuales veremos que tienen su origen en aquellas compañías que ya operaban en Pamplona.  Los orígenes de la actual “Catalana Occidente” se remontan a la citada sociedad “La Catalana” impulsada por Fernando de Delás y de Gelpi en 1864 y que en 1959 sería absorbida por la Sociedad “Occidente”. “Catalana Occidente” es hoy en día una de las mayores aseguradoras españolas y del mundo, habiendo adquirido a lo largo de los últimos años otras firmas como “Crédito y Caución”, “Seguros Bilbao”, “Lepanto”, “Plus Ultra”.
Por su parte “La Unión y el Fénix” fue una histórica firma aseguradora española. Fundada en 1879 por la unión de las aseguradoras “La Unión” (1856) y “El Fénix Español” (1864). Fue adquirida por el Banesto en 1988 quien la controló hasta diciembre de 1993 cuando ambas empresas fueron intervenidas. Un mes más tarde la adquirió la francesa AGF, desapareciendo en 1998 cuando Allianz compró AGF y las fusionó bajo la marca alemana si bien mantuvo la marca Fenix Directo como compañía de seguros para vehículos especializada en la venta directa y gestión a través de internet. “La Urbana” empezó a operar en 1848 en el País Vasco extendiéndose rápidamente por todo el país. En 1900 el mismo año en que nacía “La Vasco Navarra” comenzaba a operar también, esta vez  en Bilbao la compañía “Aurora”, como entidad bancaria y como sociedad aseguradora si bien en 1902 se separarían ambas líneas de negocio. Algunos años más tarde, en 1929,  el Banco de Bilbao entraría como accionista en “Aurora” y crearía “La Unión Española”. En los primeros años 70 se fusionaron “La Unión” y “La Urbana”, dando origen a UAP y en 1977 hicieron lo propio “Aurora” y “La Polar” creando “Aurora Polar”. Ambos grupos se integrarían en los años 80 en el grupo asegurador del BBVA para pasar a estar integrados a finales de los 90 bajo la marca AXA seguros, compañía de origen francés. AXA compraría en 2006 la compañía suiza  Winterthur, aunque la marca actual seguiría siendo AXA.
En los años 20, a las anteriores compañías de seguros se sumaba la presencia en Pamplona de nombres como “La Aurora”, a la que ya nos hemos referido al hablar de “La Urbana”, “La Estrella” (1901) integrada actualmente en el grupo Generali,  “La Equitativa” (1882), filial de la americana “The Equitable” (1762) que en 1995 será absorbida por Winterthur, y otras muchas como  las francesas “Le Nord”  y “Le Compagnie de  Assurances Generales”, “La Adriática”, “Numancia”, “La Victoria de Berlín”, “La Gresham”, “La Royal”,  “La Abeille”, “L´Union”, “La Baloise”, “Sun Insurance Office”, “Cantabria”, “La Assicuratrice Italiana”,  “El Día”, etc. A finales de la década y principios de los 30 encontramos, además,  otros nombres como “Hispania”,  “Covadonga”, “El Norte”, “El Sol”, “La Ibérica”, “Plus Ultra”, “El Porvenir de los Hijos”, “Caja de Previsión y Socorro”, “La Anónima de accidentes” y “Los Previsores del Porvenir”. Que yo recuerde, presencia destacada en Pamplona, además de “La Mutua” y “La Vasco Navarra” tuvo “La Aurora” con su edificio en el chaflán a caballo entre Bergamín y San Ignacio, “La Unión y el Fénix” y “Plus Ultra”, esta última en el Paseo de Sarasate. Al margen de estas compañías de seguros, no habría que olvidar la actual presencia  en Pamplona, de otras compañías como “MAPFRE”, fundada en 1933 como Mutualidad de Seguros de la Agrupación de Fincas Rusticas de España, -de ahí le viene el acrónimo-, que se especializará sobre todo en los seguros de automóvil hasta el punto de que hoy uno de cada cinco vehículos en España está asegurado con esta compañía y que cuenta con la mayor red de sucursales en España, siendo hoy por hoy la primera aseguradora española, (también “Pelayo” (1933) estaba muy vinculada al mundo del automóvil);  la zaragozana “Mutua General de Seguros” (1907) y otras compañías  internacionales aunque con presencia en España como la suiza “Zurich” fundada en 1872 que aterrizó en España en 1884 y que absorbería a la mencionada “Hispania” entre otras compañías; la compañía de seguros “Santa Lucia”, nacida en La Coruña (1922) en la calle del mismo nombre, ha estado asociada durante muchos años a los seguros de fallecimientos. Fue su único producto hasta los años 50, abriéndose después al de incendios y vida. Además de las compañías de seguros analizadas habría que citar en el ámbito de la salud los seguros médicos como el del Igualatorio Médico Quirúrgico, vinculado a la Clínica San Miguel; ACUNSA, vinculado a la Clínica Universidad de Navarra, Aegon, etc.
Fotos por orden de aparición: Nº 1: Plaza del Castillo (1882). Nº 2. Postal. Edificio de “La Vasco navarra”. Años 20-30. Nº 4: Postal. Edificio de “La Vasco navarra”. Años 50. Nº 5: Edificio propiedad de “La Vasco Navarra” en Málaga, en la esquina de la calle Atarazanas con Puerta del Mar. (1963). Archivo CTI-UMA. Nº6:  Domicilio social de “La Mutua” en la calle Mayor (1907)  Nº 7:  Domicilio social de “La Mutua” en la calle San Francisco (1909)  Nº8: Primer domicilio social de “La Mutua” en la calle Estafeta (1905). Nº 9: Domicilio Social “La Mutua” en la calle Carlos III, esquina Arrieta (1949-79). Nº 10: Interior de las oficinas de “La Mutua” (Años 70). Las fotos 6, 7, 8, 9 y 10 están extraídas de la Memoria de “La Mutua” elaborada con motivo de su 25º aniversario en el año 1975. Nº 12: Postal de la calle Padre Moret. (1900-1915). Vda de Rubio. Nº 17. Postal. Edificio de “La Aurora”. Años 50-60